La jueza federal Marta Yañez, a cargo de la investigación del hundimiento del ARA San Juan, aseguró que el posible reflotamiento del submarino podría "perjudicar" la investigación, ya que la nace podría romperse.

La magistrada, que ya se encuentra analizando miles de fotos del lecho marino donde fue hallado el submarino para intentar determinar las razones del naufragio, aseguró que en caso de que evalúe reflotar la nave ordenará un "estudio fáctico muy serio por los riegos que conlleva".

En ese marco, advirtió que "a la causa no le conviene el reflotamiento" del submarino porque "lo pueden perjudicar o romper". De todos modos, sostuvo que "puede ser que desde otro punto de vista, de los familiares, se solicite hacerlo y ahí sí sería decisión del Gobierno".

Ayer, Oliver Plunkett, el presidente de la empresa Ocean Infinity, que buscó y halló al San Juan, aseguró que sería "muy compleja" y "arriesgada" una operación para reflotar al submarino, cuyos restos están a 907 metros de profundidad en el Mar Argentino, a unos 500 kilómetros de las costas de Comodoro Rivadavia.